vacaciones.jpg

A pesar de que esta idílica imagen es un desideratum, ya que me quedo en la capital trabajando todo el verano, no podía irme de bloghollydays sin despedirme y prometer mi retorno el primero de septiembre.

A los que se vayan, les echaré de menos. Los que se queden, que me llamen. Divertiros, no vayáis al cine, refocilaros, poneros el cinturón y en septiembre, hablaremos de Robert Rodríguez, Quentin, Medem… en lo que será la resurrección de la cartelera.

Ah y emocionado recuerdo para Antonioni y Bergman, que no han podido con los rigores estivales.

Is always better in hollydays!

Anuncios